Mercado de Riohacha carece de vigilancia para productos cárnicos

Por: 
CONtexto Ganadero
19 de Enero 2015
compartir
Mercado Riohacha
La fotografía ilustra el caso que CONtexto Ganadero ha denunciado sobre la venta de carnes en el mercado de Riohacha. Foto: Cortesía.
La forma como se comercializa la carne de cerdo en algunos sitios de Riohacha, La Guajira, pone a dudar sobre la calidad de la proteína roja. El producto está al aire libre, sin refrigeración y alrededor de los puntos de venta, los gatos y perros se alimentan de los restos del porcino que caen al suelo. COntexto Ganadero recibió una denuncia del hecho.
 
¿Cuando compra carne de cerdo se fija en su calidad? ¿La adquiere en lugares de confianza y que tengan las mínimas condiciones de salubridad? Parecen preguntas obvias, pero aún se encuentran muchos colombianos que no tienen en cuenta esos estándares y pagan por el cárnico en lugares donde la higiene y la asepsia parecen un tema menor. (Lea: Esto es lo que usted debe saber a la hora de comprar carne de cerdo)

Ricardo*, turista que estuvo de paso por Riohacha, le contó a CONtexto Ganadero detalles de la manipulación que hacen de los cárnicos en la plaza de mercado y los mínimos estándares de cuidado y vigilancia que hay en el lugar. (Lea: Los mejores métodos para curar la carne)
 
“Fui sobre las 8 de la mañana de paso y vi varias casetas abiertas. En ellas la carne colgaba de unos ganchos oxidados y viejos. El alimento era dividida sobre unas tablas sucias, mientras que la grasa que salía de cada sección del cerdo era repartida entre los gatos y perros que merodeaban el lugar”, contó el denunciante.
 
Esta redacción indagó sobre el tema con Gonzalo Araujo Díaz, secretario de Salud de La Guajira, quien aseguró que la entidad adelanta controles en aquellos expendios organizados y legalmente constituidos, es decir, en las carnicerías de la ciudad, por lo que la responsabilidad de vigilar lo que ocurre en el mercado es competencia de la Policía Ambiental. (Lea: Falta de planta de beneficio porcino en Córdoba, un riesgo latente)
 
“Nosotros organizamos inspecciones periódicas en las famas, incluso estamos vigilando que no se comercialice productos de contrabando, pero en el mercado es más complicado porque la carne que se consigue puede ser ilegal y se nos dificulta la tarea. Sin embargo, nosotros trabajamos de forma mancomunada con las autoridades, es más, hace un par de días logramos incautar 200 kilos de queso en pésimo estado que fueron desnaturalizados”, precisó Araujo Díaz.
 
 Óscar Melo, coordinador del Área de Calidad de Asoporcicultores, explicó algunos puntos que deben tener en cuenta los colombianos a la hora de comprar carne de cerdo, todo en aras de garantizar el consumo de un producto idóneo.
 
De acuerdo con el experto, una de las condiciones indispensables para consumir un trozo del cárnico es buscar un buen punto de venta que cumpla con lo mínimo: la limpieza en el establecimiento y las neveras, que los funcionarios tengan una dotación limpia, de color claro y que conserven las manos y uñas limpias. (Lea: La carne, alimento vital en todas las etapas del ser humano)
 
“Otro aspecto a tener en cuenta es el olor tanto del establecimiento como del producto. Si el consumidor se encuentra con un expendio o un corte con cierto grado de fetidez es mejor no adquirir la carne. Lo mismo pasa con las quemaduras de frío, que son comunes en los lugares de venta que almacenan la carne en abundancia y queda como una especie de costra de otro color más oscuro, lo recomendable es remover el trozo afectado y luego ingerirlo”, reseñó el funcionario.
 
Este medio ha revelado las problemáticas que padecen diferentes zonas del país sobre la manipulación de cárnicos. Si conoce un caso similar al denunciado, escriba al correo info@contextoganadero.com, con el propósito de saber la opinión de las autoridades de su región. (Lea: ¿Por qué es importante darle un buen trato a los cerdos?)