División Sostenible de Praderas: estrategia integral en pro del ambiente

Por: 
Diego Castrillón Franco
19 de Diciembre 2016
compartir
división sostenible de praderas, DSP, pacto caquetá, recuperación de 800 hectáreas de bosque, acueducto ganadero, callejón de bajo impacto para el ganado, plantas para la división de praderas, sistemas silvopastoriles intensivos, comité de ganaderos del caquetá, rafael torrijos rivera, ganadería sostenible, reforestación del caquetá, contexto ganadero, diego castrillón franco
Implementar esta iniciativa redundará en mayor eficiencia productiva y un menor impacto sobre el ecosistema. Foto: Cortesía.
Este mecanismo les permite a los ganaderos adelantar una actividad más sostenible y rentable, toda vez que se aprovecha mejor el terreno, se protegen los ecosistemas y se le devuelve terreno a los bosques.
 
La estrategia hace parte de un conjunto de acciones que viene liderando el Pacto Caquetá por la 0 deforestación y la reconciliación. Su intención es que los productores del departamento le devuelvan área al bosque a través de un conjunto de actividades que se pueden ir adaptando de forma paulatina y de acuerdo a las capacidades económicas de los productores. (Lea: Reconciliación ganadera, un tema de interés en Caquetá)
 
La DSP tiene 2 objetivos fundamentales: el primero es hacer un mejor y más eficiente uso del área para poder liberar espacio, que ahora bajo diferentes arreglos o así sea por restauración natural, se le entregue al bosque. Bajo esa metodología se pretende devolver 800 mil hectáreas de monte en el departamento.
 
El segundo es obtener una mayor productividad a través del uso de unas prácticas, las cuales permiten mejorar los índices técnicos y económicos del predio. Eso se va a evidenciar una vez el finquero aumente su carga animal por hectárea y el pasto tenga un mejor rendimiento gracias a unas enmiendas sobre el suelo, eso permitirá ver resultados de forma rápida.
 
Rafael Torrijos Rivera, presidente del Comité de Ganaderos del Caquetá, explicó cada uno de los elementos que componen la División Sostenible de Praderas, los cuales se pueden ir implementando de acuerdo a las necesidades de los productores y los recursos que posean. (Lea: Ganadería no es responsable única de la deforestación en Caquetá)
 
División
 
La división como tal de los potreros ya no se hace con estantillos de madera, ya que eso promovería la deforestación, sino que se usan barras de plástico que simulan ser madera, los cuales están hechos a través de reciclaje.
 
A eso se le suma un elemento imprescindible como es la cerca eléctrica. “No se puede concebir el sistema de División Sostenible de Praderas sin una cerca que tenga un alambre liso para conducir la energía que es impulsada con energía solar”, señaló el dirigente.
 
Acueducto ganadero
 
Partiendo del principio de que el agua busque la vaca y no al contrario, la implementación del acueducto busca convencer a los ganaderos de preservar el recurso, una tarea complicada porque en la región nunca se han presentado problemas por la ausencia del líquido vital.
 
El mecanismo pretende proteger las quebradas, los ríos, las cañadas y humedales, a través de un sistema de bombeo y un mecanismo de gravedad que permitirán disponer del agua en diferentes potreros por medio de un tanque movible que se desplaza junto con las vacas de acuerdo a la disposición de las pequeñas praderas. (Lea: Caquetá presenta proyecto de pago por servicios ambientales)
 
Callejón de bajo impacto
 
“Cuando se tienen vacas de ordeño, por ejemplo, y esas hembras están en el Caquetá en donde llueven 5.400 milímetros por metro cuadrado, es necesario tener en cuenta por donde transitan los animales, de lo contrario se van a malograr las pasturas, se puede volver un barrial e incluso presentar enfermedades”, acotó Torrijos Rivera.
 
Por esa razón, los accesos a los corrales o los establos deben tener este mecanismo, ya que así se limita el área de tránsito de las vacas y se hace una mejor conservación de la pradera. El callejón se construye haciéndole una cuneta al terreno y rellenándolo con material de playa (piedras o arena).
 
Introducción de plantas
 
La división no se hace solo con cerca eléctrica, también se hace usando especies arbóreas como es el Carbón, que es una leguminosa con muy buena adaptación en la Amazonía colombiana, especialmente en aquellas áreas conocidas como ‘vegas’ en donde hay suficiente agua. (Lea: Ganaderos del Caquetá se la juegan por el cuidado ambiental)
 
Lo mismo se viene haciendo con otra variedad como es la Melina, que por su rápido crecimiento se adapta al proceso de DSP.
 
Sistema silvopastoril intensivo
 
El proceso debe concluir con la implementación de un sistema de esta naturaleza que incluya botón de oro, especie que da la oportunidad de suplementar a los ganados por su riqueza en proteína. “El trabajo que se debe adelantar es calibrar la fórmula para que las vacas reciban ese suplemento, lo que evitaría el uso del concentrado y de paso se mejora la calidad del suelo”, remató.
 

Incluir este completo paquete de acciones no solo redundará en devolverle terreno a los bosques, sino en no deforestar más tierra por cuenta de la ganadería y proteger los recursos naturales. (Lea: Primer municipio verde y protector de aguas del país está en Caquetá)