Ganaderos y comunidades indígenas en Colombia, problema sin resolver

Por: 
CONtexo ganadero
06 de Enero 2017
compartir
Problemática entre ganaderos y comunidades indígenas, Indígenas del Cauca, indígenas en Guanía y Vichada, indígenas en Casanare, presiones de indígenas a ganadero, accionar negativo de indígenas, indígenas roban ganado, CONtexto ganadero
Casanare, Guainía, Vichada y Cauca fueron algunos departamentos en los que se conocieron algunas problemáticas entre ganaderos y comunidades indígenas. Foto: www.elnodo.co.
2016 fue un año que estuvo marcado por algunos inconvenientes que se presentaron entre los miembros del sector ganadero y las comunidades indígenas de departamentos como Casanare, Guainía, Vichada y Cauca.
 
A principios de julio, miembros del sector ganadero de Paz de Ariporo reportaron una nueva modalidad de carneo. Mediante la utilización de flechas, personas inmovilizan o cazan el animal, y solo se roban algunas partes de la carne y dejan los despojos.
 
Con base en hechos de los que han sido testigos, varias personas le reportaron a CONtexto Ganadero que presumen que los responsables de estos actos ilegales serían miembros de los resguardos indígenas del municipio. (Lea: Denuncian casos de carneo con flechas en Paz de Ariporo)
 
Félix Eduardo Barón Reyes, miembro de la junta directiva del Comité de Ganaderos de Paz de Ariporo, comentó que el flagelo y el delito contra el propietario ganadero sí existe y que esta es una problemática que ha venido generando una gran preocupación dentro del sector pues a pesar de ser algo de conocimiento público, nadie hace nada al respecto.
 
Manifestó que por todos es sabido que son los indígenas quienes estaban cometiendo diferentes hechos delictivos, aprovechándose del hecho de que por su condición étnica no pueden ser juzgados bajo las mismas normas que los civiles.
 
A la semana de conocerse el caso, la Gobernación de Casanare de la mano de Secretaría de la Gobierno anunció que se encontraban trabajando con el objetivo de buscar soluciones a la grave situación que envolvía las 2 comunidades ubicadas en las veredas Varsovia y El Brillante, de los municipios de Paz de Ariporo y Hato Corozal.
 
La situación fue similar en Guainía y Vichada, pues miembros del sector ganadero de ambos departamentos reportaron en agosto que algunos miembros de comunidades indígenas estaban hurtando ganado, haciendo daños en sus propiedades y mostrado que su intención era apoderarse de los terrenos. (Lea: Exponen problemática entre ganaderos e indígenas en Guainía y Vichada)
 
Luis Carlos Sandoval, presidente de la Asociación de Ganaderos de Guainía y Vichada, Asoguavi, aseguró que la problemática es más grande de lo que parece, pues no se ha realizado una sustracción diferencial en la zona y tampoco se ha reconocido la presencia, labor y procesos que han hecho los colonos desde hace más de 40 o 50 años.
 
El líder gremial señaló que se han reportado casos de robos de animales en las fincas sin quehasta ese momento hubieran capturas y/o resultados. Anotó que los indígenas no son los únicos responsables de los hurtos, sino que también hay bandas delincuenciales que están detrás de los hechos.
 
Indicó que a los indígenas les están dando unas grandes extensiones y estos no las están trabajando ni aprovechando. Anotó que a estas comunidades no se les ha enseñado a cultivar la tierra, ni a volverla productiva.
 
También dijo que entidades gubernamentales invierten en proyectos y les entregan a los resguardos insumos y maquinaria y como no les hacen seguimiento, sus miembros terminan vendiendo todo lo que reciben. (Lea: Continúan presiones a ganaderos del Cauca para que vendan sus tierras)
 
En ese mismo sentido se expresó Mauricio Grisales, productor pecuario cuyo predio está ubicado en la vereda Arrecifal en Inírida, Guainía, quien coincidió con Sandoval y expresó que hay tierras que les han pertenecido durante muchos años que ahora las quieren convertir en resguardos indígenas y lo que van a conseguir es perjudicar a los campesinos agricultores y ganaderos.
 
Asimismo, a mediados de octubre miembros del sector agropecuario de Cauca señalaron que la problemática con la comunidad indígena continúa. Nativos seguían ingresando a predios ubicados al norte del departamento a cometer daños sobre la propiedad privada.
 
Según fuentes cercanas al medio, los indígenas acuden a prácticas malintencionadas como daños en los potreros y uso de sustancias químicas para quemar las pasturas y dañar los cultivos para ejercer presión sobre los dueños de los predios y forzarlos a que vendan.
 
De acuerdo con Isabella Victoria Rojas, directora de la Sociedad de Agricultores y Ganaderos del Cauca, SAG, las acciones violentas y los daños sobre los predios no han terminado. (Lea: Denuncian que indígenas de Cauca continúan haciendo estragos)
 
"Llevamos aproximadamente 2 años con incursiones intermitentes. Una a la semana en un predio diferente. Hoy en día se han visto afectado 6 predios ubicados en los municipios de Caloto y Corinto", expuso en ese momento Rojas. 
 
Comentó que todas las fincas que están siendo objeto de invasiones, perturbaciones y daños en la propiedad tienen cultivos en caña de azúcar.
 
Con respecto a la labor de las autoridades para controlar la situación, la directora de la SAG, indicó que no había capacidad suficiente en cuanto a miembros de la fuerza pública para defender tantos "frentes de batalla"
 
Los ganaderos y líderes gremiales solicitaron la ayuda urgente de las administraciones municipales y departamentales, e incluso del Gobierno Nacional para solucionar estas problemáticas con los indígenas pues están afectando gravemente el progreso de la ganadería en los respectivos departamentos. (Lea: El Gobierno se compromete, de nuevo, a saldar deudas con el campo)