2016 deja graves afectaciones económicas en Nariño

Por: 
CONtexto Ganadero
29 de Diciembre 2016
compartir
nariño, nariño 2016, ganaderos de nariño, fenómeno de el niño, paro transportador, movilización indígena, heladas, precios de los insumos, contexto ganadero, ganadería colombia
El paro de transportadores causó graves pérdidas entre los productores de leche del departamento. Foto: 90minutos.co.
El año que termina no se apiadó de los productores agropecuarios nariñenses. La devaluación del peso puso por las nubes los precios de los insumos, tuvieron que soportar 2 paros y todo ello mientras el clima hacía de las suyas. Balance negro para quienes dependen del campo en el sur del país. 
 
2016 no fue un buen año para los productores agropecuarios de Nariño. El clima y los paros no permitieron que el rendimiento y las ganancias fueran las deseadas. A eso se le sumó devaluación del peso, hecho que terminó de perjudicar a quienes trabajan día a día en el campo. (Lea: En Nariño hay preocupación en materia hídrica por El Niño)
 
Al inicio del año, el agua fue motivo de preocupación por cuenta de las altas temperaturas causadas por el fenómeno de El Niño que afectó al país. Incluso en varias poblaciones hubo racionamiento de agua, ya que varios ríos, afluentes y caudales empezaron a secarse.
 
“Hay varios municipios que solo tienen acceso al recurso una hora al día. El fenómeno de El Niño ha secado muchos caudales veredales y ríos que abastecen los acueductos, por eso, la principal preocupación de los nariñenses es el acceso al líquido, tanto para el consumo humano como para desarrollar el sector agropecuario”, apuntó en su momento Álvaro Arturo Chaves, ganadero de la región.
 
A la dificultad climática se le sumó la movilización indígena tuvo lugar el 30 de mayo, en donde los nativos dejaron ver su malestar ante los incumplimientos del Gobierno. Por cuenta de esa protesta hubo varios puntos de concentración, uno de los más importantes fue la Vía Panamericana única carretera que tienen los nariñenses para conectarse con el centro de Colombia.
 
Ese bloqueo impidió que la gasolina, leche, carne, insumos y otras materias primas salieran o ingresaran al departamento, por lo que hubo grandes pérdidas económicas y sobrecostos que tuvieron que asumir los productores agropecuarios. (Lea: Pérdidas por más de $160 mil millones en sector lechero deja paro camionero)
 
Días después se llevó a cabo el paro transportador, una de las parálisis más largas de los últimos años en el país. Fueron más de 50 días en los que los conductores de carga tuvieron detenidos sus vehículos causando caos en Colombia.
 
Nariño no fue ajeno a las dificultades causadas por el cese de actividades de los camioneros. Eudoro Bravo Rueda, director ejecutivo de la Sociedad de Agricultores y Ganaderos de Nariño, Sagán, les pidió en su momento a los transportadores acelerar las conversaciones con el Estado.
 
“Hemos tenido muchos inconvenientes para sacar la materia prima (...) Sin embargo, los almacenes agropecuarios están prácticamente sin surtido, los fertilizantes y concentrados ya no se consiguen en el departamento, por lo que es una pérdida que no se puede cuantificar muy fácilmente”, lamentó Bravo Rueda.
 
Tras esa grave situación, el gobernador de los nariñenses, Camilo Romero, pidió una reparación y reactivación económica y social del departamento, toda vez que desde 2013, el departamento ha sido uno de los más afectados por cuenta de todas las marchas, movilizaciones y bloqueos que se han presentado en el sur del país. (Lea: Lecheros no pueden más y claman poner fin al paro transportador)
 
Las complicaciones no pararon ahí. Nuevamente el clima hizo de las suyas, esta vez no fue la sequía sino las heladas las que afectaron a los ganaderos y productores de la zona.
 
Bravo Rueda indicó que ese fenómeno se presentó durante el mes de septiembre y perjudicó las especies forrajeras como es el caso del kikuyo y otras mezclas de leguminosas que a más altura sufren por cuenta del frío y el fuerte viento.
 
El dirigente manifestó que tras El Niño y los paros que han azotado a la zona, la producción de leche venía en franca recuperación, pero con ante las condiciones actuales es posible que vuelva a disminuir el volumen del lácteo.
 
“Lo que más nos preocupa es que hay escasez de forrajes, silos o henolajes en Nariño, por lo que ha sido necesario buscarlos en otros departamentos, eso incrementa los costos de producción. Por esa razón le pedimos a la Bolsa Mercantil de Colombia y al Ministerio de Agricultura que nos brinden la posibilidad de acceder a alimento subsidiado que permita contrarrestar este momento complicado”, expresó en su momento el dirigente regional.
 

Esa serie de sucesos afectaron el normal desarrollo y proyecciones de los productores del sur del país, quienes siguen siendo los más perjudicados cada que se presenta un bloqueo en la carretera pues quedan prácticamente incomunicados con el centro de Colombia. (Lea: Heladas perjudican a los ganaderos y paperos de Nariño)