El presidente Juan Manuel Santos

Por: 
Omar A. Vargas Beltrán
12 de Septiembre 2016
compartir
Pasara a la historia como el máximo responsable de los acuerdos pactados entre su gobierno en representación del estado colombiano. Y el secretariado de la organización narcoterrorista Farc-EP.
Pasara a la historia como el máximo responsable de los acuerdos pactados entre su gobierno en representación del estado colombiano. Y el secretariado de la organización narcoterrorista Farc-EP.
 
De lo escrito en las 297 paginas del “Acuerdo Final”, el punto que mayor preocupación debe causar a quien se oponga públicamente. Son los textos de las paginas 74 a 77, más exactamente los puntos 3.4.4. y 3.4.5 "Creación de una Unidad Especial de Investigación e integración de un Cuerpo Elite para perseguir organizaciones, conductas y personas que amenacen la implementación de los acuerdos y la construcción de la paz” y “cuyas primeras personas a investigar serán los funcionarios del estado”.
 
Todo redactado como la mayoría de los puntos, al mejor estilo del anacrónico comunismo de países como Cuba o Venezuela. Pero igual encuentro muchos puntos absurdos que enaltecen los miembros de las Farc-EP, convirtiéndolos en héroes o victimas del estado, exonerándolos de estrictas penas de prisión proporcionales a tan espantosos crímenes cometidos durante décadas de diario delinquir, entregándoles subsidios y recursos que colombianos de bien que nunca han delinquido en contra del estado o la sociedad, jamás han recibido.
 
Paginas 60 a 65: 3.2.1.1.“Como una medida para facilitar el tránsito de las Farc-EP a la actividad legal, el partido que constituyan recibirá anualmente, entre la fecha del registro y el 19 de julio de 2026, una suma equivalente al 10% anual de la apropiación presupuestal para el funcionamiento de los partidos y movimientos políticos (aproximadamente $3.500 millones, a la fecha).
 
Asignando un 5 % anual de la misma apropiación presupuestal entre la fecha del registro y el 19 de julio de 2022 para la difusión y divulgación de su plataforma ideológica y programática”. 3.2.1.2. Asegurándoles un total de 52 curules al Congreso, 26 para el año 2018 y 26 para el 2022. Con lo cual la organización narcoterrorista Farc se convertiría sin necesidad de realizar campaña política ni someterse a las reglas del juego de los demás partidos políticos de Colombia, en la tercera fuerza política del país.
 
3.2.2.2. “Asignando un 5 % anual de la apropiación presupuestal ya mencionada, entre la fecha del registro y el 19 de julio de 2022; en la financiación del Centro de pensamiento y formación político de las Farc”, asegurando así la futura formación del comunismo. En conclusión el Estado se compromete con estos acuerdos a darle el 20 % del total del presupuesto que destina para la financiación de partidos a la guerrilla, una vez empiece a hacer política.
 
Resultando inaceptablemente desproporcionado para los demás partidos políticos que una colectividad minoritaria, con el legado de violencia que tiene tras de si, además de quedar impune y habilitada para ser elegible, lo vaya a hacer con el 20 % del presupuesto que el Estado tiene previsto para la financiación de la democracia colombiana.
 
Páginas 66 y 67: 3.2.2.6. y 3.2.2.7.“Como explicarle al ciudadano desempleado, que difícilmente logra sobrevivir económicamente. Que por no haber delinquido en contra del estado o la sociedad, no tiene derecho a recibir un salario mensual por dos años de $620.508 (a la fecha) que sumados a otras sumas estipuladas en el mencionado acuerdo le significaran a cada delincuente de las Farc-EP, la suma de $24´892.192 en dos años y que una vez vencido ese termino, se les continuara otorgando una asignación mensual no menor a la que haya estado vigente siempre y cuando el exguerrillero acredite que ha continuado su ruta educativa (educación básica, técnica o universitaria) para lo cual el Gobierno constituirá un encargo fiduciario con dineros del erario público – A cuantos padres de familia en Colombia, el estado les brinda dicha posibilidad?. Pero aun más inexplicable y vergonzoso, es el que nuestros propios soldados rasos que hacen parte de las fuerzas militares constitucionales, solamente reciban una exigua compensación de $90.000 mensuales”.
 
Página 87 3.4.12 “A los miembros de las Farc-EP, sus familiares y amigos se le borrarán todos los antecedentes delincuenciales de las bases de datos del estado”. Paginas 8 a la 29: 1.1.1 , 1.1.5 y 1.1.6 El Gobierno Nacional deberá crear un Fondo de Tierras, que tendrá carácter permanente, en donde dispondrá de 3 millones de hectáreas durante sus primeros 10 años de creación y paralelamente deberá formalizar 7 millones de hectáreas de pequeña y mediana propiedad rural, Con lo anterior 10 millones de hectáreas (cifra asombrosa si se tiene en cuenta que el Censo Nacional Agropecuario determino en 5 millones las tierras explotadas en la actualidad), podrán ser expropiadas o confiscadas con el argumento de que estas no cumplen su función social.
 
Y las Farc-EP podrán mediante la creación de grupos de vocación agrícola hacerse cargo de las mismas e igual legalizar las miles de hectáreas que poseen hace muchos años gracias a la conocida practica del testaferrato. Adicionalmente cuando en el mundo se ha demostrado ampliamente que las medidas estatistas que se atraviesan al libre mercado (mirar a Venezuela) pueden resultar supremamente nocivas en el mediano o largo plazo, el gobierno acordó con las Farc-EP retomar una agenda económica superada por su probada inoperancia. Para este fin, los acuerdos ordenan la asignación de subsidios de capital semilla cuyos beneficiarios nunca tendrán que pagar. ¿De dónde saldrá tanto dinero para satisfacer todas las exigencias de la guerrilla?. Todos sabemos que el estado colombiano pasa por un momento de significativa contracción de su economía y se encuentra en situación deficitaria. Su situación fiscal empeora, el DANE confirmo el desempleo en 2 dígitos y el crecimiento del PIB como el más bajo en los últimos 7 años. Además del angustioso aumento de su deuda externa (116 millones de dólares según lo señalo el Banco de la Republica) gracias al cuantioso despilfarro del gobierno de Juan Manuel Santos (la formidable deuda publica que generaciones de colombianos deberán asumir por cuenta de este absurdo acuerdo será asfixiante).
 
Y no se entiende como él, pignora billones de pesos que costarán dichos subsidios a unos campesinos y/o asociaciones campesinas indeterminadas, ubicadas en las zonas de histórica influencia guerrillera. Además deberá implementar un mecanismo de compras públicas para atender la demanda de las entidades y programas institucionales, medida similar a los célebres “planes quinquenales” que impulsó Stalin durante los años más oscuros de la antigua Unión Soviética.
 
Paginas 112 a la 170: 5. Como puede el gobierno vergonzosamente afirmar que las victimas fueron el objetivo central y primordial de los acuerdos. Cuando en los mismos no existe una sola línea de texto que indique que las Farc-EP piden perdón a sus victimas, por lo contrario se les llena la boca afirmando públicamente que no pagaran un solo día de cárcel. Mucho menos que vayan a destinar siquiera parte de su cuantiosas fortunas, logradas criminalmente durante décadas de secuestro, extorsión y narcotráfico; en la reparación de sus victimas. No puede ser que los colombianos que pagamos impuestos y nunca cometimos estos crímenes terminemos cubriendo el saldo de sangre y sufrimiento de las Farc-EP.
 
Pagina 130: 5.1.2. Donde se crea la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP), que según el Consejo Superior de la Judicatura iniciarlo tendría un costo de $2 billones, pero cuya causa de mayor nerviosismo es la generación al mismo tiempo de dos justicias paralelas, ejerciendo un poder prevalente la transicional sobre la ordinaria. Aquello concebirá una tremenda inseguridad jurídica en el país, pues las Farc-EP obligaron a que el tribunal especial de paz absorba todas las investigaciones penales, disciplinarias o administrativas que considere son de su competencia. Ya sea en contra de los miembros de las Farc-EP, de agentes o funcionarios del estado, como de particulares sean personas naturales o jurídicas. Convirtiéndose este tribunal en causa de importante controversia jurídica por la forma en que serán elegidos sus magistrados, como su ilimitada orbita de competencia y de acción en el tiempo. En este punto los acuerdos enaltecen sin limitación la impunidad de gravísimos e innumerables crímenes, dejando un claro y nefasto mensaje hacia las próximas generaciones… Ser pillo si paga.
 
Como referencias de la preocupación anterior he algunos ejemplos de la JEP : 30.- Delitos de lesa humanidad, como el genocidio, los graves crímenes de guerra, la toma de rehenes, la tortura, las ejecuciones extrajudiciales, la desaparición forzada, el acceso carnal violento, la sustracción de menores, el desplazamiento forzado, el narcotráfico, además del reclutamiento de menores conforme a lo establecido en el Estatuto de Roma, serán de orbita exclusiva de la JEP acordada por las partes. Legitimando absurdamente la violencia criminal como una forma de hacer política.
 
33.- Donde se acuerda que los delitos mencionados en el articulo anterior fueron conductas dirigidas a apoyar, financiar u ocultar el desarrollo de la rebelión, estableciéndoles la conexidad con el delito político.
 
36.- Se deroga para cualquier sanción de la Jurisdicción Especial de Paz. El Articulo 179 de la Constitución Nacional, que prohíbe taxativamente la elegibilidad política de criminales confesos y sentenciados.
 
38.- Donde gravemente considera que el asesinato de soldados y policías es un delito conexo al delito político.
 
39.- La conexidad con el delito político queda establecida en el secuestro infame que por muchos años sufrieron nuestros héroes al calificársele como una simple aprehensión de combatientes efectuada en operaciones militares.
 
60.- La JEP determinara las condiciones de restricción efectiva de libertad necesarias para el cumplimiento de la sanción, condiciones que en ningún caso se entenderán como cárcel o prisión ni adopción de medidas similares.
 
72.- Queda acordado perentoriamente la no extradición para todos los miembros de la Farc-EP, por cualquier tipo de delito y bajo cualquier circunstancia de tiempo, modo y lugar. Igualmente recordemos que hace algunas semanas, por la ostensible molestia de los ciudadanos frente a la inaceptable pretensión estatal de imponer la denominada ideología de género en la educación colombiana, el doctor Santos afirmó taxativamente que jamás el gobierno pretendería estimular o imponer dicha ideología. Una vez más como es su costumbre, nos mintió.
 
El Gobierno nacional en detestable asocio con las Farc-EP acordaron dicha ideología, como hilo conductor, durante todo el acuerdo final que nos ocupa. La expresión “enfoque diferencial y de género” aparece obsesivamente en más de un centenar de ocasiones. Mientras que en nuestra actual constitución no se encuentra ni una sola vez. Asimismo el termino comunidad LGBTI aparece en cuarenta ocasiones equiparando a este grupo, como realidad social, a los campesinos, las negritudes, los afrodescendientes, los indígenas, la clase obrera, y los jóvenes.
 
Al leer minuciosamente y discernir el Acuerdo Final (que a la fecha no esta firmado). Encuentro bajo la óptica de mi formación y experiencia de vida, como de mis principios y valores, cambios fundamentales tanto constitucional e institucionalmente, como en los modelos económico, político y social de nuestra nación.
 
Pactados abusivamente entre el Gobierno Nacional y reconocidos criminales, miembros de una narco guerrilla , de filiación públicamente declarada marxista-leninista, cuyo histórico comportamiento ha sido el total desprecio por la vida, la propiedad y la libertad de las personas. Quienes defienden sin ambigüedades la teoría comunista de las diferentes formas de lucha para lograr el poder de dominar y refundar nuestra nación. Acuerdos donde se observa que nunca fue una negociación razonable entre partes iguales? -(aproximadamente 10 mil individuos en armas delinquiendo violentamente durante años en contra de la sociedad, versus la sociedad colombiana con más de 46 millones de individuos).
 
Son 297 paginas de densa y dificultosa lectura; cuya sintaxis, redacción, y desafueros del absurdo idioma incluyente no resiste la menor evaluación de cualquiera que tenga un manejo medianamente culto del idioma castellano. En donde por lo contario se observa que los delincuentes de las Farc-EP lograron sin timidez alguna, doblegar total e inexplicablemente a los representantes del gobierno.
 
Si mucho antes de conocer los textos del “Acuerdo Final” éticamente me parecía difícil aprobar en bloque, todo cuanto el Gobierno de Santos y las Farc-EP pactaban en La Habana, después de leerlo estoy totalmente convencido de tener la obligación de votar NO. No dejo de preguntarme si el SI es tan bueno para nuestra nación….porque tan abrumadora propaganda perversamente subliminal?… porque tanta mentira y trampa de tiempo atrás?. De ganar el SI en el plebiscito, tengo la seguridad que el presidente Juan Manuel Santos, también pasara a la historia como el máximo responsable de empujar a la nación colombiana, a un abismo sin fondo en total estado de indefensión.